Construcción 02: Ladrillos de DAS

04/09/11 | ۩ |

Las imágenes de este post se refieren a varios lotes de ladrillos hechos en diferentes momentos, pero vienen a formar una única secuencia ideal a través de la cual se puede observar paso a paso su fabricación.
Las herramientas usadas son bastante simples. Además del DAS (una masa moldeable que se seca con el aire y no necesita cocción), he usado una escuadra, un cutter, una espátula, una tabla de madera con dos sutiles guías laterales (aprox. 0,5cm), un rodillo liso de madera (en realidad un trozo de una vieja sombrilla), un pulverizador de mano, papel de lija y lijas metálicas.


Tras haber aplicado sobre la tabla unas "rebanadas" de DAS del grosor de 1cm, las aplasto con los dedos hasta rellenar todo el espacio entre las guías. Entonces le voy pasando encima el rodillo oportunamente humedecido para evitar que el DAS se le pegue.


Tras varias pasadas y rociados de agua (sin exagerar), acabo obteniendo una superficie lo suficiente lisa y blanda.
La siguiente operación es la incisión de dicha superficie con la espátula. A una distancia de 5 milímetros uno de otro, practico unos cortes horizontales a lo largo de toda la tabla. El movimiento de la espátula debe ser de arriba a abajo y nunca lateral, porqué de esa manera los ladrillos resultarían deformados.


Después de los cortes horizontales, procedo con los verticales, a una distancia de 8/10 milímetros según las exigencias del momento.
Antes de que el material se seque, ejerzo una ligera presión sobre la superficie para limitar la redondez provocada durante el corte por el movimiento de la espátula.


Unas horas más tarde (o si hay mucha humedad, al día siguiente), doy una última lijada a la superficie con el papel y repaso los cortes con la espátula. Luego, puedo proceder al despegue de las piezas.
En esta fase intento despegar los ladrillos en tiras de por lo menos 4 piezas, como se puede ver en una de las fotos.
Esto porque los ladrillos, para estar listos, necesitan aún un acabado de lija, y dado que de una tabla como esta pueden salir más de 1300, poderlos lijar en grupos de 4 en vez que de uno en uno hace cierta diferencia en términos de tiempo.


Los ladrillos terminados no son todos perfectamente iguales. Algunos resultan más cortos, otros más gruesos... pero el DAS es un material muy fácil de trabajar incluso cuando está seco y en caso de necesidad las piezas se pueden modificar antes de su colocación: lijados, cortados por la mitad, en ángulo, etc.
Esta característica será muy útil a la hora de construir muros y bóvedas, donde no todos los ladrillos deben tener la misma forma sino que hay que adaptarlos en el momento en base a su posición, al igual que en un mosaico.




0 commenti:

Posta un commento

Related Posts with Thumbnails